Durante los días 27 y 28 de mayo se celebró en la localidad madrileña de Pozuelo el Campeonato de España de Escuelas de Rugby. El torneo fue el más multitudinario de los celebrados hasta ahora, acudiendo equipos desde todos los puntos de la geografía española, reuniéndose así alrededor de 2.500 chavales en los cuatro campos habilitados en el Valle de las Cañas.

El VRAC fue el club con mayor representación de equipos, con un total de 14 conjuntos, distribuidos en las cuatro categorías que disputaban el torneo de la siguiente manera: 3 equipos de sub-6, 5 equipos de sub-8, 3 equipos de sub-10 y 3 equipos de sub-12. Casi 200 jugadores y 40 técnicos y delegados.

La expedición quesera llegó a Pozuelo a primera hora del sábado, para jugar bajo un sol de justicia la primera jornada del campeonato. Ya bien entrada la tarde, los chavales y entrenadores llegaron a la granja de Brunete donde se alojaron. Allí pudimos ver la final de división de honor, donde el VRAC se impuso en un durísimo partido a nuestros vecinos del Salvador. Después de las naturales celebraciones y cánticos, cena y a la cama. Ya el domingo, vuelta al torneo, se jugaron las fases finales y regreso a Valladolid ya de noche. Cansados pero contentos por el bonito fin de semana de rugby.

Los más pequeños, los linces, únicamente cedieron en un muy competido partido ante la Santboiana, que a la postre se alzaría con el primer puesto del Campeonato. Con esta única derrota-y por un único ensayo de diferencia-, finalmente obtuvieron una meritoria quinta posición. Y en el torneo promoción, nuestros jugadores de primer año alcanzaron el oro. Un fenomenal campeonato de los sub-6

La trayectoria de los jabatos fue muy similar a la de los linces. A pesar de ser uno de los mejores equipos de España, a las segundas de cambio el extraño sistema de competición nos emparejó contra otro equipo fortísimo, y esa única derrota-y también contra el club que resultó campeón, en este caso el Marbella-, nos relegó a la lucha por la copa de plata. Así pues, los chavales, con un solo encuentro perdido en todo el campeonato, se alzaron con el primer puesto de la copa plata. Los jabatos de primer año quedaron en tercer lugar del torneo Promoción, un excelente resultado. Enhorabuena.

Los pre benjamines no obtuvieron puestos tan altos. Competimos en la copa de plata, con derrotas y victorias alternas, y el equipo de promoción disputó la copa de bronce. Destacar la actitud de los chavales, muchos de ellos aún de primer año y, en el caso del torneo promoción, todos los jugadores disputaron su primer campeonato nacional, en lo que ha sido su primera temporada como jugadores de rugby. Hubo momentos de un gran juego, con un rugby vertical, continuo y con personalidad. Felicidades a nuestros sub-10, que derrocharon un espíritu encomiable.

Impecable torneo de los benjamines, que se plantaron en las dos finales, tanto en Competición como en Promoción. Los chicos de primer año quedaron campeones, jugando un torneo estupendo rematado por una gran final, jugada con ritmo e intensidad. Enhorabuena. En el torneo de Competición, los azules se plantaron en la final tras ganar con autoridad todos los partidos. Cedieron ante un gran rival, Alcobendas, tras un impresionante partido que se resolvió en la quinta prórroga, con apenas seis jugadores por equipo. Enhorabuena a la categoría benjamín; al equipo de primer año por su campeonato de España de promoción y a los equipos de segundo año por un subcampeonato que sabe igual que el primer puesto.

Agradecer a los compañeros de Pozuelo su esfuerzo y su atención. Felicidades por el Torneo. Y por último, mención especial a técnicos y delegados. Un trabajo impagable durante toda la temporada, un esfuerzo diario y un compromiso sin los cuales sería imposible el funcionamiento del engranaje de la cantera y por tanto, del propio club. Enhorabuena a todos y a seguir.