El VRAC Quesos Entrepinares fue recibido este martes en el Ayuntamiento de Valladolid y en la Diputación de Valladolid (Palacio de Pimentel) tras las consecución el pasado domingo del título que le acredita como campeón, por quinta vez consecutiva y undécima en su historia, de la División de Honor del rugby español.

Los máximos representantes de la ciudad y la provincia, Óscar Puente y Conrado Íscar, quisieron hacer hincapié en las dos palabras que son la filosofía del club: “fuerza y honor”. Sus discursos partieron de ahí para destacar lo logrado el pasado domingo en Las Terrazas, coincidiendo ambos en el gran partido que el VRAC completó en tierras madrileñas para terminar coronándose como campeón de la temporada 2020/2021. Puente e Íscar estuvieron acompañados por Alberto Bustos, Concejal de Deportes, y Javier González Vega, Diputado de Deportes.

“En este equipo pesa la historia y el carácter y, al conocer bien el camino de la victoria, habéis aprendido de él para volver a sumar otro título. Todos vivimos esa final ante Alcobendas con emoción y nos sentimos muy orgullosos de lo que habéis aportado a la ciudad, en un año tan complicado”, destacó el Alcalde, que quiso destacar la figura de Diego Merino.  Conrado Íscar, presente en Las Terrazas, “El VRAC sigue llevando a lo más alto el nombre de Valladolid y es un referente indiscutible del deporte, no solo por los éxitos logrados, sino por los valores que transmite”, subrayó el Presidente de la Diputación.

Merino quiso reconocer el trabajo de sus jugadores como clave del triunfo y José María Valentín – Gamazo agradeció a los clubes de rugby de toda España el gran esfuerzo realizado en una temporada muy complicada por la situación pandémica.